domingo, 24 de julio de 2011

Poema Zuliano

El hombre por fin habló
Y se le notó el culillo,
Después de retar a Dios
Se le pudrió hasta el fundillo

Aceptó que se fregó
con la mirada perdida
cuando a su gente gritó
"patria, socialismo y vida"

Seguro, pero sin prisa
el castigo le llegó
no puede morir de risa
quien a todos nos jodió

La imagen que dió fué triste
de dictador a conejo
hay que ver que un quiste
convierte al fuerte en pendejo

La situación es confusa
con las focas descarriadas
todas pidiendo disculpa
por estar mal informadas

Los ojos se están sacando
las ratas del gabinete
a ver quién queda mandando
y quién saca más billete

Mientras, se sigue en lo mismo
ni luz, ni empleo, ni muna,
mientras siga el Socialismo
aquí no pegamos ni una

Si es que regresa o se queda
aquí no ha pasado nada
viva el hombre o se muera
ésta es la misma cagada